domingo, 5 de junio de 2011

SÍNTOMAS DE LA LEUCEMIA


A continuación pretendemos dar una visión global sobre los principales síntomas de la leucemia, que pasaremos a explicar a continuación. 
Dado que en los niños que padecen leucemia, los glóbulos blancos, que son los encargados de luchar contra las infecciones, presentan defectos, estos niños pueden experimentar mayores episodios de fiebre e infecciones.
También pueden sufrir de anemia porque la leucemia afecta la producción de glóbulos rojos (que transportan oxígeno) por parte de la médula espinal. Estos factores hacen que los niños luzcan pálidos y es posible que se cansen demasiado y se queden sin aire al jugar.
Los niños que tienen leucemia también pueden sangrar y hacerse moretones con mucha facilidad, experimentan sangrado frecuente en la nariz o sangran por un tiempo demasiado prolongado después de una herida leve. Esto se debe a que la leucemia destruye la capacidad de la médula de producir plaquetas, que son las encargadas de la coagulación.
La leucemia también puede presentarse con los siguientes síntomas:
  • Dolor en los huesos o las articulaciones, en ocasiones, con cojera,
  • Inflamación de los ganglios linfáticos en el cuello, la ingle o en otras partes del cuerpo,
  • Una sensación anormal de cansancio y
  • Falta de apetito.
En aproximadamente el 12% de los niños con LMA y el 6% de los niños con LLA, la propagación de la leucemia al cerebro provoca dolores de cabeza, convulsiones, problemas de equilibrio y visión anormal. Si la LLA se extiende a los ganglios linfáticos ubicados en el tórax, el agrandamiento de éstos puede ejercer presión en la traquea y algunos vasos sanguíneos importantes, lo cual provoca problemas para respirar y dificulta el flujo sanguíneo hacia el corazón y desde éste.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada